Que ver en Francia

que ver y hacer en francia

Guia de viaje a Francia: que ver y hacer

Francia es uno de los países de Europa con mayor variedad de paisajes naturales, lo que le vale millones de visitas al año en cada una de sus regiones, tanto en la Francia continental como en sus cuatro territorios en ultramar.

Para los turistas que visitan esta tierra de quesos, vino y romanticismo, es indispensable llevar consigo siempre una cámara digital, ya que nunca se sabe donde nos sorprenderá un espectacular atardecer, la tranquilidad de los bosques, rutas de viñedos,  la blancura extrema de sus nevados o el romanticismo de sus castillos.

Un viaje a Francia y sus distintas regiones no dejará insatisfecho a ningún viajero, pues en este país encontramos desde hermosas y cálidas playas, pasando por la historia y cultura de los museos y galerías de arte hasta la degustación de exquisitos vinos y quesos, entre muchas cosas más.

Francia está compuesta por 26 regiones administrativas -las que contienen a su vez 95 departamentos-, entre las cuales se encuentran ReuniónMartinicaGuayana y Guadalupe, ubicadas en ultramar. Cada una de estas regiones poseen elementos distintivos en cuanto a su cultura, tradiciones y sobretodo su ambiente natural.

La diferencia entre los paisajes se hace más evidente entre la zona norte y la zona sur de Francia, conocidas como el Norte de la Loire y el Sur de la Loire. En el norte encontramos las regiones de EtretatMont-Saint-MichelBretaña, entre otras, distinguiéndose por sus bellas costas, acantilados, monumentos históricos, castillos reales y además los grandes bosques de ArdenasBorgoñaFranche-Comté y Lorraine. Desplazándonos hacia el sur el paisaje sorprende por la Cadena Volcánica de Puys, el Bosque de Granito de Limousin, los Pirineos, los Alpes y pre Alpes descendentes al Mediterráneo, así como también la bella isla de Córcega.

Sin lugar a dudas Francia ofrece a sus visitantes infinidad de paisajes. Son muy visitados los Alpes y los Pirineos, así como también sus amplios sistemas fluviales como el Loira, el Ródano, el Garona y el Sena.

Si usted se decide viajar a Francia tiene como opción recorrer todo el país o elegir alguna de sus 26 regiones:  AlsaciaAquitaniaAuverniaBaja NormandíaBorgoñaBretañaCentroChampaña-ArdenasCórcegaFranche-ComteHaute-NormandieIle-de-FranciaLanguedoc-RoussillonLimousinLorenaMidi-PyrénéesNord-Pas de CalaisPays de la LoirePicardíaPoitou-CharentesProvenza-Alpes-Côte d’Azur (PACA), GuadalupeMartinica y Guayana Francesa y Reunión.

Consulta nuestras guias destacadas de Francia:

Castillos de Loira

Los Castillos del Loira están situados en la región Centro de Francia – Turena, Blésois, Orléanais, Berry – pero también en el País del Loira (Anjou). Los Castillos del Loira permitirán al visitante trasladarse en un viaje imaginario hacia una de las épocas de oro de Europa: el Renacimiento. Los Castillos del Loira fueron edificados – la mayor parte de ellos, o si no reconstruidos – en la época del Renacimiento francés (siglos XV-XVI), en un momento de la historia en el que el poder real se ubicaba en las riberas del río Loira, de sus afluentes – Indre, Cher, Vienne, Maine y Loir – o en sus proximidades. En la actualidad, se considera que unos 42 castillos pueden ser llamados Castillos del Loira. El hecho de que tantos monumentos históricos se encuentren en esta región ha determinado que se declare al «Valle del Loira» como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

los-castillos-de-loira

Algunos de los llamados Castillos del Loira fueron castillos de nobles o grandes propietarios, mientras que otros fueron palacios reales. Todos estos castillos, independientemente de su origen y uso, son actualmente construcciones imponentes, bellísimas y llenas de historias para conocer.

Hay varias formas de recorrer el Valle del Loira y los castillos. Una forma económica y agradable de hacerlo es en bicicleta. Es posible alquilar una bicicleta y recorrer un circuito de 120 kilómetros junto al río que se ha habilitado entre Tours y Angers, y que llega a los castillos. Hay incluso alojamientos especializados en cicloturismo – Vélotel, Vélogîtes y Vélocamp – que permiten guardar, alquilar y reparar bicicletas para recorrer el Valle del Loira de una forma muy placentera.

Otra forma de recorrer el Valle del Loira es por el río. Es posible alquilar embarcaciones pequeñas en prácticamente todas las ciudades junto al Loira y sus afluentes. El turismo fluvial por el Loira es, sin dudas, una opción fantástica para parejas y familias con hijos, ya que es posible calcular los tiempos al gusto personal y parar en donde uno quiera.

Por último, los castillos. Los Castillos del Loira son casi un centenar, y se encuentran dispersos por todo el valle. Desde luego, es posible realizar visitas guiadas – lo más recomendable para adultos ávidos de conocer la cultura e historia del lugar – o elegir los castillos que uno desee y recorrerlos a gusto. El los castillos de Chambord, Blois, Chenonceau o Amboise, durante los meses de julio y agosto se realizan increíbles espectáculos nocturnos de luz y sonido.

Las visitas principales a castillos del Valle del Loira son:

  • Angers: esta ciudad cuenta con una muralla increíblemente conservada con diecisiete torreones medievales. El castillo de esta ciudad, Saumur, fue construido en el siglo XIV, y dicen que sus torres y bosque inspiraron el cuento “La Bella Durmiente”, de Charles Perrault.
  • Villandry: este castillo cuenta con uno de los jardines más imponentes de todo el recorrido.
  • Chenoncea: este es un castillo que no puede dejar de visitarse. En Chenoncea, Catalina de Médicis y Diana de Poitiers se disputaron la preferencia Enrique II.
  • Blois: visitarlo es viajar en el tiempo hacia la Edad Media. Este castillo se construyó en el siglo XIII, y se destaca por su magnífica fachada renacentista.
  • Chaumont-sur-Loire: es un imponente castillo de estilo gótico, con torreones, foso y un puente levadizo como el de los cuentos.
  • Orléans: La joya de esta ciudad es la catedral de la Sainte Croix, donde se destacan las vidrieras y la capilla y el museo dedicados a Juana de Arco.

Regiones destacadas de Francia

La Bretaña francesa

Bretaña es una península de más de 27 mil kilómetros cuadrados de superficie que se encuentra en el noroeste de FranciaBretaña comprende la península que se extiende unos 240 kilómetros hasta el océano Atlántico entre el canal de la Mancha, al norte, y el golfo de Vizcaya, al sur.

Bretaña es una región que se divide en tres zonas principales: Bretaña litoralBretaña interior y las islas de Bretaña, lo que permite que el visitante descubra en Bretaña una gran variedad de imponentes paisajes naturales.

La Bretaña litoral nos ofrece un espectacular paisaje combinado entre un mar transparente – que de lejos tiene un bello color entre azul y verde – y rocas de tonos rosados con toques cálidos naranja, además de la presencia de megalitos que permiten que cada centímetro de costa represente una faceta original del litoral bretón.

En el litoral bretón, el llamado Sendero de los Aduaneros es un camino de un espléndido recorrido – más de 1.300 km – desde el que se pueden observar espléndidas vistas. Es posible recorrer prácticamente toda la costa de Bretaña desde el puerto de Saint-Nazaire (Loira Atlántico) hasta las puertas del Monte Saint-Michele.

Bretaña interior es menos conocida que el litoral bretón, pero no por eso menos atractiva para los visitantes. La variedad de colores de sus paisajes es increíble: amarillo dorado en los campos cerealeros, tintes verdosos en los bosques, malva en el brezo de las landas y verde húmedo en los helechos y musgos. La Bretaña interior además nos ofrece hermosos lagos, cursos de agua y canales que serán de gran atracción para los amantes de la naturaleza.

Y, por último, las islas de Bretaña también tienen un encanto maravilloso. Las dos islas más grandes e importantes de Bretaña son la Isla de los Monjes (l’île aux Moines) y la Isla de Arz. La primera de estas islas será un lugar de ensueño para quienes disfrutan de las plantas y las flores, gracias a la gran variedad de mimosas, camelias, pinos y hasta tres variedades de olivos. La Isla de Arz, en cambio, es un poco más rústica, pero no por eso menos encantadora. Esta isla puede recorrerse tranquilamente a pie – o tomar el taxi de la isla – por lo que resulta un ambiente ideal si se busca tranquilidad y seguridad para viajar con niños. En la Isla de Arz también es ideal para los amantes de los deportes acuáticos: la escuela de los Glénan abrieron allí una escuela de vela y surf para enseñar las disciplinas a los aficionados.

Normandia

Ubicada al norte de Francia, la región de Normandía – Normandie, en francés – se divide en Alta Normandía – Haute-Normandie – compuesta por los departamentos de Sena Marítimo y Eure, y Baja Normandía –Basse-Normandie – integrada por Orne, Calvados y Manche.

Normandía ofrece una gran cantidad de atractivos para visitar, tanto bellezas naturales – los imponentes acantilados sobre el mar, las pequeñas poblaciones, etcétera – como fantásticos museos, tiendas, y un sinfín de lugares para recorrer. Desde unviajeporeuropa.com te proponemos algunas ideas para que recorras Normandía.

  • El Museo de Monet: si te gusta el arte, no puedes dejar de visitar el museo en el que están expuestas las fantásticas obras del impresionista Claude Monet. También podrás, gracias a la Fundación Monet, recorrer la casa y los jardines en los que vivió y trabajó el genial pintor durante 43 años de su vida.
  • Rouen: es la capital de la alta Normandía y una de las ciudades más animadas y modernas de toda la región. En Rouen nació el escritor Gustave Flaubert – creador de la reconocida novela Madame Bovary – y en este lugar también los ingleses enviaron a la hoguera a santa Juana de Arco en 1431. Sin dudas, Rouen es un sitio histórico que no se puede dejar de visitar.
  • Las playas y acantilados: puedes visitar Courseulles-sur-Mer, en plena playa Juno, en donde se encuentra el Centre Juno Beach, un museo abierto en 2003 y dedicado a las tropas canadienses que desembarcaron allí. Arromanches es uno de los lugares más espectaculares que podrás visitar en Normandía gracias a los imponentes acantilados sobre el mar. Allí podrás visitar dos museos dedicados al famoso desembarco: Arromanches 360º y Desembarco. Y si quieres disfrutar de la arena y el sol, tampoco puedes dejar de descansar en la playa Omaha y la playa de Sainte-Marie-du-Mont (más conocida como Utah).
  • Caen: es, sin dudas, la gran ciudad de Normandía. Caen fue destruida casi por completo hace muchísimos años por los bombardeos, pero hoy en día es una ciudad moderna y atrapante que vale la pena visitar. Caen merece un día completo de estadía, ya que sino resultaría imposible disfrutarla a pleno.

Para aprovechar al ciento por ciento tu viaje por Normandía, ten en cuenta esta ruta en la que podrás planificar un óptimo recorrido y no perderte nada.

Sitios destacados de Francia

Saint Tropez

Saint Tropez es un nombre que trasciende mucho más que el tamaño del pueblo al que designa, en Francia. Situado en la región de Provenza-Alpes-Costa Azul, es uno de los centros turísticos más representativos de la región, en donde el lujo se vive con discreción, pero sin ningún tipo de privaciones.

Podría afirmarse que cada excéntrico millonario del mundo quiere tener una residencia temporal en Saint-Tropez. De hecho, se suele decir que en la pequeña ciudad de la Costa Azul hay 300 millonarios por cada m2: Saint Tropez es elegida por la elite internacional para veranear cada año con todo el glamour que consideran necesario. La hoy famosa ciudad, está situada en una bahía que sirve desde tiempos inmemoriales como refugio cuando soplaba el famoso viento mistral. Saint Tropez debe su ganada fama especialmente a su más fiel promotora en los años 50, Brigitte Bardot: fue quien situó a la ciudad en el listado de los destinos para elegidos del mundo.

saint-tropez en Francia

Saint Tropez cuenta con uno de los embarcaderos más solicitados del mundo: sus 800 amarras son utilizados por los yates más caros del planeta, que deben solicitar un espacio con un año de anticipación. Las excentricidades están siempre a la orden del día: la moda de último tiempo, entre los millonarios turistas que lo consideren accesible, es comprar un mini submarino personal, un juguete para ricos con caprichos a un precio tan elevado como un porche.

El puerto de la ciudad es epicentro del ambiente extravagante de la ciudad, con sus cafés y terrazas, con vista al mar abarrotado de yates que parecen competir por cual es más grande. No es extraño cruzar a grandes personalidades del mundo de los negocios, el arte o el diseño por sus calles y su costa, aunque todos parecieran intentar ser alguien más. Las tiendas de lujo, reciben invasiones de nuevos ricos, especialmente rusas, que muchas veces no se adaptan plenamente a las apacibles costumbres locales. Y si hablamos de playas, será la playa de Les Jumeaux la preferida para un chapuzón, donde cada experiencia tiene su particular encanto.

La costa azul francesa

Sin duda alguna, Francia es uno de los países europeos que más atrae a los turistas. De eso no queda duda. El país galo cuenta con una vasta cultural y con una población hospitalaria; sobre sus atracciones turísticas y riquezas naturales la lista es larga. De estas sobresalen sus playas donde sus olas son fascinantes intereses de los amantes del surf. A lo largo de la Costa Azul o Cote dÁzur como la llaman los franceses, se encuentran parajes dignos de visitar.

costa-azul-francia

La Costa Azul es también conocida como Riviera Francesa; la cual está ubicada en el sureste de Francia, precisamente en la región de Provenza dentro de lo que se denomina como los Alpes Marítimos. Seguramente recordarás que en una ocasión anterior hemos hablado sobre ella, pero vale la pena mencionarla nuevamente porque se trata de un lugar de inusual belleza. Es una de las regiones francesas más famosas pues está privilegiada gracias al litoral mediterráneo.

La Costa Azul es una zona turística a nivel mundial y además alberga a muchos personajes y estrellas célebres pues se trata de una de las playas más glamorosas del mundo. Sí, aquí las estrellas del mundo del espectáculo tiene establecidas sus residencias y mansiones principalmente en Montecarlo, en el Principado de Mónaco y Cannes. Este último tiene mayor relevancia debido a que año tras año se celebra uno de los más famosos festivales de cine el cual lleva su mismo nombre, Festival de Cannes. Estos eventos acentúan aún más el turismo en la Costa Azul. Ya lo sabes, si te encuentras en la Costa Azul es muy posible que te encuentras mínimo con 1 famoso.

Hablar de Cannes significa remitirnos a balneario francés más famoso del mundo y es cierto, se trata de una de las playas más glamorosas y socialités del mundo. Si quieres sentirte como parte del jet-set internacional, y recorrer el mismo circuito por el que veranean los nobles y personalidades de la alta sociedad europea, no puedes dejar de venir aquí.

5 Sitios que no debes perderte en Francia

Sobre ciudades te recomendamos Paris, Marsella, Montpellier Lyon o Burdeos.

Francia, país de paisajes

1º. Chamonix y el Mont Blanc:

Donde se unen fronteras de Francia Italia y Suiza,   la superficie de la tierra se arruga en una gran confusión de rocas astilladas arrojadas por el impacto del cataclismo de dos placas continentales hace más, 200 millones de años. Allí,  a 4.807 metros se encuentra cubierta de hielo de la montaña más alta de Europa, el Mont Blanc. La ciudad más próxima al Mont Blanc, y  cuartel genera para conocer esta monta es Chamonix, una localidad animada, repleta de hoteles, restaurantes y bares.

2º. Senlis:

Se halla a apenas 53kilómetros de París. La ciudad está rodeada de áreas boscosas y bellas  murallas galo-romanas muy bien conservadas que encierran una parte de casco antiguo, un singular laberinto de estrechas callejuelas flanqueadas por elevados muros de piedra que esconden preciosos jardines y patios

Esta ciudad está atravesada por el pequeño río, el Nocette. Se puede pasear hacia Saint-Vincent para conocer sus calles. En torno al centro histórico surgieron  aldeas satélites donde el desarrollo comercial y económico está en auge hoy en día.

3º. Los Campos Elíseos (París):

Los Campos Elíseos son una sublime avenida con más de dos kilómetros en el centro París  y está dominada por lo innumerables locales,  comercios y restaurantes. Pasear por esta avenida es todo un icono turístico. Se calcula que casi unas 300.000 personas al día recorren los Campos Elíseos, enganchado por el Grand Palais  o la monumentalidad de los famosos enclaves que la coronan a ambos extremos: la plaza de la Concordia y el Arco del Triunfo. Un lugar inolvidable que nos dejará recuerdos imborrables y fotografías dignas de una exposición.

que ver y hacer en francia los-campos-eliseos

4º. Metz:

Metz es una bella ciudad y capital del Departamento de Moselle, en la región Lorraine. En la orilla derecha del río Mosela, junto a la Autopista del Este que un París y Estrasburgo,  se alza Metz, cuyo origen es romano. Suele mencionar a  Metz por su soberbia catedral, pero esta moderna localidad esconde otras maravillas. Los parques y las tranquilas explanadas de la ribera adornan este sitio tan sublime como la piedra de sus monumentos. Apetece conocerla paseando sin fin.

5º. Amiens:

Amiens es una  bonita ciudad que se encuentra a 142 kilómetros de París. Se trata de una localidad del norte de Francia, capital del departamento de la Somme y de la región de la Picardía. Está atravesada por el río Somme y su monumento más notable  es la catedral gótica de Notre Dame. Luego, hay que recorrer su casco histórico.

Transportes en Francia

Francia posee una gran diversidad de medios de transporte, dado a su importante desarrollo económico. Pero hay que saber bien en que casos tomar cada uno de ellos, teniendo en cuenta las diferentes opciones que se presentan.

  • Tren: en Francia existen tres tipos de tren. El más popular es el TVG, también conocido como el tren bala o tren de alta velocidad. También existe el tren doméstico llamado Corail, que circula por todo Francia recorriendo los diversos pueblos de la región. Por último existen los trenes internacionales, los cuales poseen sus paradas en las ciudades más importantes de Francia.
  • Metro: existe en las ciudades más grandes de Francia, siendo uno de los medios de transporte más cómodos para el turista, especialmente los que tienen conocimiento de la ciudad. En el caso de utilizarlo pocas veces no será necesario comprar un pase libre, pero de modo contrario, podrá ahorrar unos cuantos Euros a la hora de viajar.
  • Autobús: durante todo el día los autobuses recorren las ciudades con gran frecuencia, pero por la noche se debe prestar cuidado, dado que suelen haber menos servicios. El mismo es recomendable si se desea visitar sitios que se encuentran en la periferia de las ciudades, hacia donde el metro no llega.
  • Coches: esta es otra opción a la hora de viajar por Francia, especialmente aquellos que desean visitar diferentes pueblos y ciudades de este país. Existen numerosas empresas de alquiler de coches a bajo coste, siendo esta una de las mejores opciones para unas vacaciones relajadas y libres.
  • Avión: en Francia existen numerosas rutas aéreas que lo llevarán al destino deseado.  Por excelencia el aeropuerto más importante es el de París Charles de Gaulle. La aerolínea nacional es la conocida empresa Air France, reconocida forma internacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *